La relación de la disfunción eréctil con la obesidad

Obesidad y disfunción eréctil
Disfunción eréctil y obesidad

La disfunción eréctil, o impotencia, es la incapacidad de lograr y mantener una erección el tiempo suficiente para tener relaciones sexuales. Se cree que 12 millones de hombres entre las edades de 40 y 79 años tienen problemas con la disfunción eréctil. Muchos factores pueden causar la disfunción eréctil, pero existe un vínculo consistentemente fuerte entre la obesidad y la disfunción eréctil. Entendamos cómo la obesidad puede causar disfunción eréctil.

¿En busca de medicamentos que traten efectivamente la disfunción eréctil? Pharmasex es el lugar correcto. ¡Aprovecha sus ofertas antes de que cambien!

Hablemos de la obesidad

Obesidad y disfunción eréctil

La obesidad es una condición caracterizada por la acumulación excesiva de grasa corporal. Los factores genéticos juegan un papel clave en la obesidad, pero también lo hacen los factores conductuales, especialmente comer demasiado y hacer muy poco ejercicio.

Cuando hablamos de obesidad, es común centrarse en las conocidas enfermedades que a menudo provoca el exceso de peso. Por lo general, escuchamos sobre personas afectadas por obesidad severa que padecen de diabetes, hipertensión, enfermedad cardiovascular, apnea del sueño o el colesterol alto. Otro efecto secundario de la obesidad que rara vez se discute abiertamente es la disfunción eréctil en los hombres (y en algunos casos, en mujeres), que pueden originarse por angustias emocionales o trastornos hormonales.

Factores de riesgo

Muchos hombres que sufren de obesidad también sufren de disfunción eréctil (DE). Hay muchos factores de riesgo para la disfunción eréctil que incluyen:

  • Enfermedades cardiovasculares.
  • Tabaquismo y alcohol.
  • Diabetes.
  • Mala alimentación y sedentarismo.
  • Edad.
  • Colesterol alto.
  • Presión sanguínea alta.
  • Testosterona baja.
Obesidad y disfunción eréctil

¿Buscando un medicamento para tratar la eyaculación precoz? Nuestra farmacia online tiene la perfecta solución a un precio increíble. ¡Compra YA!

Con bastantes estudios contradictorios, no está del todo claro si un índice de masa corporal (IMC) alto junto a la obesidad causan la disfunción eréctil o simplemente están relacionados con los factores de riesgo asociados; sin embargo, está claro que la obesidad es un factor contribuyente y con cambios significativos en la salud y el estilo de vida, la disfunción eréctil puede mejorar significativamente.

¿Cómo afecta la obesidad a los hombres y cómo conduce a la disfunción eréctil?

La obesidad conduce a la disfunción eréctil en un grado considerablemente mayor que el envejecimiento. Los medios responsables de la influencia de la obesidad sobre la disfunción eréctil son: desequilibrio hormonal, disfunción endotelial, resistencia a la insulina, factores psicológicos e inactividad física. La base para el tratamiento de la disfunción eréctil en los hombres con obesidad es la pérdida de peso corporal. Los trastornos de erección en hombres obesos son significativamente más frecuentes que en la población general, incluyendo adultos mayores de edad.

Obesidad y disfunción eréctil

Si padeces de disfunción eréctil o alguna otra disfunción sexual, ¡Pharmasex será tu héroe con el tratamiento!

¿Qué podemos hacer para solucionar el problema de la obesidad y evitar riesgos para tu salud sexual y física?

Podemos darnos cuenta que la obesidad y la disfunción eréctil están interconectadas, hay casi tanta evidencia directa e indirecta que indica que los cambios en el estilo de vida y un peso saludable pueden mejorar la función eréctil y la autoestima de los hombres. Estudios de Harvard han demostrado que tener una cintura más delgada y realizar ejercicio diariamente pueden ayudar a revertir la disfunción eréctil. 

Un estudio demostró que los hombres que realizan ejercicio moderadamente, con tan sólo 30 minutos de caminata todos los días, pueden reducir el riesgo de desarrollar disfunción eréctil hasta en un 41%. Otro sugiere que los hombres con cinturas de 42 pulgadas tienen un 50% más de probabilidades de experimentar disfunción eréctil que aquellos con cinturas de 32 pulgadas. Mantenerse activo, mantener una cintura delgada y comer una dieta saludable llena de frutas y verduras también ayuda a disminuir el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2 y una presión arterial alta. 

Podemos concluir que…

La obesidad y la disfunción eréctil están conectadas entre sí y una puede conllevar a la otra. Lo ideal y más recomendable es que si usted es una persona con sobrepeso y presenta síntomas de DE, debe acudir con su médico de confianza para realizarse sus debidos exámenes y que este pueda indicarle que debe de hacer para mejorar su condición, indicando tal vez una dieta o diciéndole que debería realizar alguna actividad física que lo motive a bajar de peso. Además, usted debe tomar en cuenta que no solamente con una buena alimentación y una rutina diaria de ejercicios será capaz de reducir o revertir una disfunción eréctil, sino que además, estará cuidándose la salud y evitando el riesgo de contraer otro tipo de enfermedades mortales que pongan en peligro tanto su salud física como su salud sexual.

¿Buscando un medicamento para la disfunción eréctil y no consigues buena relación calidad/precio? Aquí te dejamos una de las farmacias online más confiables, en donde conseguirás TODOS los medicamentos para la D.E. que necesites. ¡Aprovecha YA!